Jue. Jun 24th, 2021

El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) dio opinión desfavorable a la propuesta de adenda al contrato de concesión que han suscrito la Municipalidad Metropolitana de Lima (MML) con la empresa Rutas de Lima.

Vale recordar que dicha empresa está integrada por la canadiense Brookfield con un 57% de accionariado, por la brasileña Odebrecht, con el 25% y en un 18% por la sociedad administradora de fondos de inversión SIGMA SAFI.

Vale recordar que Rutas de Lima ejecuta el proyecto Vías Nuevas de Lima en concesión dada por la MML, y que comprende la operación y mantenimiento de 31.5 km de la Panamericana Norte (pasando el Puente Habich hasta antes del Intercambio de Ancón), 54.1 km de la Panamericana Sur (pasando el Trébol de Javier Prado hasta el Puente Pucusana). Además, preveía extender 19 kilómetros de la autopista Ramiro Prialé hasta el Puente Los Ángeles.

Gabriel Daly, director general de Política de Promoción de la Inversión Privada del MEF, explicó en RPP las razones por las cuales ese ministerio se abstuvo de opinar favorablemente a dicha adenda, tal como la presentó la comuna capitalina.

Informó que, en la adenda, se planteaba principalmente el intercambio de obras de la avenida Canta Callao por obras en las avenidas Benavides y Olguín, la recepción de algunas obras que estaban avanzadas, la donación de algunos estudios para vías alternativas y la inclusión de una clausula anticorrupción.

Recordó que, según el decreto legislativo 1362, las adendas que firman entes públicos necesitan pasar por opinión favorable del MEF cuando se tocan competencias de ese sector, es decir cofinanciamiento, garantías, capacidad presupuestal, y temas fiscales.

“El MEF, dentro de las competencias que tiene, le dio una opinión desfavorable, porque, básicamente, afectaba el equilibrio económico financiero (de la concesión)”, anoto, señalando que contenía un aspecto relacionado a capacidad presupuestal (que) la MML no sustento de manera adecuada, y que no había claridad y podría llevar a arbitrajes.

Pero además, Daly comentó que un tema que les llamo mucho la atención es que la MML, planteó una clausula anticorrupción que se alejaba de la clausula estándar y otras adendas que se han firmado y han pasado por opinión favorable del MEF.

“Se alejaba en el sentido de ser bastante más laxa de la cláusula estándar que se usa en los contratos de ProInversión, pero también se alejaba de las cláusulas que se han incluido en otras adendas que se han firmado en otros años”, aseveró.

Explicó que, si bien en los contratos vigentes Odebrecht está habilitado a firmar contratos con el Estado peruano, sin embargo, por lo que ha sucedido en el pasado (la corrupción vinculada a la firma brasileña) “somos muy rigurosos en la evaluación técnica (de las adendas).

“Era la primera vez que se firmaba (una adenda) con Odebrecht después de Lava Jato, y había preocupación por ese tema y como podría impactar con otros arbitrajes internacionales que tenemos con esa empresa”, añadió Daly.

En ese sentido, coincidió en que el suscribir esa adenda podría afectar procesos arbitrales en curso que tiene el gobierno del Perú con Odebrecht por proyectos donde participó o participa la empresa, como el caso del proyectado Gasoducto Sur, o Chavimochic.

“Se sigue trabajando una estrategia de defensa del Estado, la firma de una adenda de Odebrecht, si no ha sido evaluada en conjunto con otros arbitrajes, podría afectar la defensa del Estado”, remarcó.

Y por otro lado, la MML tiene arbitrajes con otras concesiones, entonces, la adenda debe ser analizada de manera integral para que sea correcta y lo más rigurosa posible, los proyectos de infraestructura se tienen que hacer pero de la manera más ordenada posible y evitando a futuro temas de corrupción, subrayó Daly.

En todo caso, indicó que la MML puede firmar otro tipo de actas (con Rutas de Lima) en tanto no toque las competencias MEF.

Por admin


Déjanos tu opinión!