Jue. May 30th, 2024

Municipalidad del Callao busca “salvaguardar” sus ingresos ante puerto de Chancay

La Municipalidad Provincial Callao presentó recientemente al Congreso de la República un proyecto de Ley para elevar su participación en rentas de aduanas de 2% a 5%. En la propuesta sostiene que con dichos recursos dotará de servicios públicos y de mejor infraestructura para el desarrollo y beneficio de la población chalaca. Sin embargo, el incremento podría crear incentivos para que los demás distritos con puertos, incluyendo el de Chancay, solicite aumentos en sus participaciones en la renta de aduanas, poniendo en juego el equilibrio del presupuesto público.

La participación de renta de aduanas incluye todo el dinero que las aduanas de todo el país recaudan por las importaciones y las actividades que se hacen a través de los puertos. En el Perú, cada uno de puertos que supervisa el Organismo Supervisor de la Inversión en Infraestructura de Transporte de Uso Público (Ositrán) tiene una oficina de aduanas cuya jurisdicción responde al territorio en el que se encuentre el puerto.

Los ingresos por participación de rentas de aduanas provienen básicamente de las importaciones, esto ya estaba previsto desde la Ley N° 27613, que establece que cada aduana tiene derecho de quedarse con un porcentaje de lo que recauda en base a sus operaciones aduaneras. Esta ley establece una regulación única donde todas las municipalidades regionales donde se encuentre un puerto, debían recibir un 2% de sus operaciones.

Evidentemente, hay puertos que reciben más que otros en valor absoluto. Como ya se conoce, el puerto del Callao concentra aproximadamente el 85% del comercio que entra al Perú, generando una importante contribución a los ingresos públicos. Por ello, para este año se ha previsto en el presupuesto público que la municipalidad provincial perciba S/ 358 millones por este concepto.

Según la exposición de motivos del proyecto de ley, esta asignación -si se mantiene en 2%- podría caer, en valores absolutos, entre 50% y 60% después de la apertura del puerto de Chancay en noviembre de este año. Para del 2025, la municipalidad ha previsto percibir rentas de aduana por S/ 189 millones y en el 2026 de S/159 millones, cifras que continuarían reduciéndose en la medida que Chancay vaya posicionándose.

Crearía un precedente

La iniciativa propone que se derogue la participación del Callao en la Ley 27613, obteniendo en pocas palabras, “su ley propia”, lo que abriría un precedente para que otras jurisdicciones con oficinas de aduanas hagan lo mismo.

Julio Guadalupe, abogado aduanero del estudio Rodrigo, comenta que si el Congreso aprobase la ley se tendría dos normas: una para todas las aduanas del Perú y otra que solo aplique para el Callao. “El trasfondo es que ahora se está viendo cómo va a ser la regulación para el puerto de Chancay y la municipalidad del Callao está buscando una compensación de lo que se va a perder cuando empiece a operar su principal competidor”, refiere.

En un inicio Chancay, aunque sea un puerto privado, se acogería al 2% estipulado en la ley 27613, mientras que se vaya evaluando su capacidad de recaudación, pero de aprobarse el proyecto de ley presentado, no habría ningún candado para que las autoridades municipales soliciten elevar la participación de renta aduanera generada en el megapuerto.

De hecho, no habría candado para que cada puerto exprese lo mismo. Esto, para Katarzyna Dunin, directora de Tax and legal de PwC, presenta un peligro para el presupuesto público.

En la medida en que los puertos presenten razones objetivas para solicitar incrementos, “habría una puerta abierta para que otras municipalidades soliciten un mayor porcentaje. El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) probablemente se oponga a esta norma porque otorgarle 3 puntos más implica que ese porcentaje no quede en arcas del Estado, aumentando lo destinado en el presupuesto”.

Para Gonzalo Bernal, abogado del estudio Echecopar, si las autoridades de Chancay pensaran en solicitar el incremento de su participación de renta tendría que pasar por lo menos dos años para evaluar el desempeño del megapuerto. Todavía, comenta, está en discusión sobre si Chancay debería o no tener su propia intendencia aduanera, lo cierto es que ya tiene un código individual que le permitiría operar independientemente al puerto del Callao.

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN





NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO



AUSPICIADORES













CONTÁCTANOS

Email: publicidad@dipromin.com

M. 992497407

M. 955059720