Jue. Abr 18th, 2024

Regiones del norte no gastaron 40% de su presupuesto para desastres

Las lluvias en el norte del país dejan expuesta la falta de condiciones para afrontar desastres que hay en los departamentos de esa zona. El deficiente gasto público es parte de la historia.

Según datos del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), el gasto para la prevención de desastres de los gobiernos subnacionales no fue óptimo. Si se tiene en cuenta la partida “reducción de vulnerabilidad y atención de emergencias por desastres” el agregado de gobiernos locales y regionales ejecutaron el 65% y 60% de su presupuesto solo para proyectos de ese tipo en el 2022.

Dentro de esta partida se encuentran proyectos vinculados a la prevención de lluvias, como creación y ampliación de defensas ribereñas, drenajes pluviales, muros de contención, cunetas y canales de evacuación de agua pluvia, servicios de protección contra inundaciones, entre otros.

En particular, si se observa a los gobiernos regionales que hoy concentran las fuertes lluvias, como Lambayeque, Tumbes, Piura y Ancash, tuvieron una ejecución de 4%, 21%, 52% y 61%, respectivamente.

Jorge Vargas, fundador del Grupo para el Manejo de Crisis y Desastres PUCP y Fernando Gonzáles, economista del Instituto Peruano de Economía (IPE), señalaron que parte de la mala gestión frente al aumento de lluvias (por el ciclón Yaku) en el norte del país se vincula con la baja ejecución, en los anteriores gobiernos subnacionales, de las partidas que se dirigen a prevención.

“Una mayor inversión en prevención de desastres pudo haber atenuado parte de los daños que vemos en el norte. Dentro del grupo funcional de prevención de desastres, dentro de la función de orden público y seguridad (que está dentro de la partida mencionada en párrafos anteriores), la mayor cantidad del presupuesto para ejecutar obras para prevenir desastres naturales como lluvias o eventos como el fenómeno del niño están destinados a gobiernos locales y regionales”, dijo Gonzáles.

A renglón seguido señaló que, en los últimos cuatro años, los gobiernos regionales han ejecutado, en promedio, el 57% del presupuesto destinado a la prevención de desastres. “Regiones como Tumbes tienen una ejecución presupuestal del 24% entre el 2019 y 2022, y Ancash y Lambayeque el 39% y 44%. Entonces, ejecutaron menos de la mitad para prevención. Piura o La Libertad ha estado alrededor del 70%, pero al parecer no fue suficiente”, apuntó.

Falta de prioridad en Municipios a proyectos de prevención

Por el lado de gobiernos locales, los municipios en el departamento de Lambayeque no ejecutaron nada de su presupuesto el pasado año. Asimismo, su Presupuesto Institucional de Apertura (PIA) fue de S/ 10 millones, mientas que su Presupuesto Institucional Modificado (PIM) terminó siendo de poco más de S/ 100 mil.

Según Silvana Huanqui, profesora de Gestión Pública de la UP, parte de la explicación fue la falta de prioridad para este tipo de proyectos en las municipalidades de esa región.

“Lo usual es que el PIM sea mayor. Es posible que no haya, o bien la prioridad o un planteamiento de proyectos o actividades relacionadas a esa partida. Es ahí donde se reasigna el presupuesto”, indicó.

Asimismo, enfatizó que, pese a ser un problema (lluvias) que se arrastra desde hace muchos años en la costa norte, la falta de planificación y coordinación en los gobiernos subnacionales explican la baja ejecución y mala gestión ante desastres de este tipo.

“La parte de planificación, que es una de las patas más débiles de gobierno, es fundamental en la prevención de desastres. Planes existen, está el programa presupuestal de reducción de vulnerabilidad y atención de emergencias, donde el ente rector es la PCM. También están los planes de prevención de Cenepred e Indeci, y de los mismos gobiernos subnacionales. No obstante, los planes no conversan entre si. A nivel de gobiernos locales, donde debería existir más acción, ni mencionan el programa presupuestal”, afirmó.

Foco de ARCC no ha sido la prevención

Respecto de lo anterior, Gonzáles mencionó que el foco del gasto de la oficina de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios (ARCC) no ha sido en prevención de desastres.

En medio de los impactos climáticos por el Ciclón Yaku, la presidenta Dina Boluarte anunció la reingeniería de la ARCC a fin de darle una solución efectiva al problema que generan periódicamente las intensas lluvias en el país.

“Desde el 2020, la gran mayoría de la inversión (de la ARCC) se ha destinado a obras relacionadas con establecimientos educativos o de salud. Este es el componente de reconstrucción tras El Niño costero del 2017. Un cuarto de lo que se ha invertido ha sido en prevención de desastres. Entonces, el componente de construcción para prevenir desastres como defensas ribereñas, ha tenido menor énfasis”, anotó.

Presupuesto para el 2023

Para el presente año, según datos del MEF, el presupuesto asignado para la partida de “reducción de vulnerabilidad y atención de emergencias por desastres” es de S/ 320 millones para gobiernos regionales. Los mayores montos corresponden a Ica (S/ 73 millones), Cusco (S/ 69 millones), Huánuco (S/ 31 millones), Tumbes (S/ 30 millones), Puno (S/ 29 millones) y Piura (S/ 25 millones).

Para los gobiernos locales es de S/ 282 millones para el presente año. Si se toma en cuenta a los municipios por departamentos, aquellos con mayor presupuesto son Ancash (S/ 62 millones), Arequipa (S/ 30 millones), Cusco (S/ 24 millones), San Martín (S/ 23 millones), Ica (S/ 23 millones), Lima (S/ 22 millones) y Piura (S/ 19 millones).

Dato

  • El avance en la ejecución presupuestal en lo que va del año de los gobiernos regionales y locales es de 2.3% y 6.5%, respectivamente, en la partida de reducción de vulnerabilidad y atención de emergencias.

Jonathan Terranova – Gestión

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN





NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO



AUSPICIADORES











CONTÁCTANOS

Email: publicidad@dipromin.com

M. 992497407

M. 955059720