Mié. Jul 24th, 2024

SNI: “Si podemos convencer a China y Brasil que financien tren bioceánico, sería el mejor escenario”

Felipe James Callao acaba de ser nombrado Presidente de la Sociedad Nacional de Industrias (SNI). En conversación, Callao comparte sus perspectivas sobre el futuro del sector industrial en el Perú, sus planes para fortalecer al Perú como un hub industrial y los detalles de su próximo viaje a China, donde una comitiva tanto pública como privada buscará atraer financiamiento para impulsar diversos proyectos de inversión.

– ¿Cuál será la visión de su gestión?

Queremos aprovechar el potencial que tenemos a la mano. Convertir al Perú en un hub logístico e industrial, por nuestra posición geopolítica nos podemos convertir en una puerta de entrada de Asia hacia Sudamérica. Las principales economías pueden producir en el territorio nacional y como el Perú tiene TLC con casi todo el mundo, podremos exportar a toda la región, creando miles de puestos de trabajos. Esa es la visión que tenemos, volver a ser el país más importante en el pacífico sur.

Puerto de Chancay

– Se han aprobado cambios a algunas leyes (cabotaje y de puertos) que la industria podría aprovechar por las facilidades que traerían para el movimiento de mercancía, importaciones y exportaciones, ¿qué más faltaría?

La gente se enfoca en el puerto de Chancay, pero también el puerto del Callao ha sido ampliado y el nuevo Aeropuerto Jorge Chávez que va a empezar a operar en diciembre, lo que falta es aprobar la Ley de Zonas Económicas Especiales (ZEE).

– El Gobierno no envió la ley, y desde el Congreso han aprobado más creaciones de ZEE. ¿Han conversado con algunos congresistas sobre ello?

Lamentablemente la traba es el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), porque tiene un afán recaudador. Es un objetivo secundario bajar dos décimas el déficit fiscal, contra el gran objetivo principal que es convertirnos en el gran centro industrial y logístico del pacífico sur. El objetivo de bajar el déficit fiscal es un objetivo secundario.

– ¿A qué se refiere?

El MEF nuevamente con miopía quiere que se apruebe con un 15% de Impuesto a la Renta (IR), pero la idea de esta ley es atraer inversiones, por lo que necesitamos que la ley tenga 0 impuesto a la renta por un plazo determinado. El gran problema es que el ministerio no está pensando a largo plazo. Esta oportunidad no se va a repetir porque los inversionistas se pueden ir a otros países.

– De todas formas, el Congreso lo puede aprobar con insistencia sin la venia del MEF.

Sí, pero sería una pena que el MEF se oponga porque no es un tema de nuestro sector, si no del país. Le pido a la presidenta que interceda.

– Se ha hablado de una ZEE alrededor del puerto de Chancay.

Las (ZEE) que existen funcionan mal. En cambio, atrás de Chancay va a haber un parque industrial de 800 hectáreas y al costado (Ancón) otro parque de 750 hectáreas que lo van a concesionar a fin de año. Si empezamos con esos dos, ayudaría mucho. Más las ZEE.

– ¿Cuál es la urgencia de la ley?

Porque vamos a acompañar a la presidenta (Dina Boluarte) a China junto a otros presidentes gremiales. Si llegamos con esta ley aprobada, va a ser mucho más fácil atraer inversiones. Podemos hacer que Brasil saque toda su producción por Chancay y que la India produzca en el Perú computadoras o paneles solares. El mejor escenario sería convencer a China y Brasil que financien el tren bioceánico, ese es uno de los motivos del viaje.

¿La actual gestión de Produce es más colaborativa que la anterior?

Hemos tenido ya algunas reuniones con el ministro, hoy (viernes) hemos estado en Chancay y el acercamiento fue bueno. Es nuevo en la cartera, pero colaborador. Veo auspiciosa la relación.

Mypes para la industria naval

– ¿Cómo van los avances para la incorporación de las mypes en la industria naval?

Aún Hyundai está buscando proveedores adecuados para lo que se necesita. Obviamente no todas las mypes van a poder pasar por esta selección, pero, ya tenemos identificadas a varias empresas medianas y pequeñas para que les den servicios a estos buques.

– ¿Han identificado a otros sectores además del metal mecánica?

Están en la mira todas las empresas que ensamblan cocinas para submarinos. Además, de empresas textiles que proveerán de ropa de cama, por ejemplo. Hay un montón de cosas más. Faltan más reuniones con la gente de Corea para ver qué sectores más se pueden incorporar.

– ¿Cuál será la participación de la industria nacional?

En un comienzo, la participación en la industria nacional no será tan alta. Al inicio estará entre 15%-20%, hasta que en los siguientes buques, la participación llegue al 70%. Hay muchos estándares de calidad que todavía no estamos adecuados como para brindar servicios tan tecnológicos, pero es un aprendizaje.

– ¿Cuándo se llegará al 70% de participación?

Las mypes van a participar desde el día uno, la primera fase es de 4 buques, pero el contrato es de 23 buques a un plazo de más o menos 20 años. Según lo que hemos hablado con el Servicios Industriales de la Marina (SIMA), calculamos que a partir del año 10 o 12, ya deberíamos estar por encima del 50% de participación de la industria nacional, incluyendo mypes.

Nueva ley de industrias

– Su antecesor fue un impulsor activo de la Nueva Ley de Industria, ¿la van a revisar?

Hubo una versión que se presentó el año pasado. Era una versión muy amplia, por lo que tuvo algunas críticas de otros gremios y economistas. Lo analizamos y pensamos que es un proyecto de ley que se puede mejorar. Tengo entendido que el congresista José Jerí ha recogido muchas de estas inquietudes y ha presentado otro proyecto de ley más reducido. Todavía lo estamos analizando para dar una opinión al respecto. Mi comité ejecutivo recién ha entrado el jueves.

– Una crítica muy fuerte a la ley fue que se exoneraba de impuestos a algunos sectores y a otros no.

No me gusta mucho el término “exoneraciones”. Se trata de dar incentivos para invertir. Se puede repetir en otros sectores lo que pasó el año pasado, por ejemplo, que se sacó una ley de incentivos para el sector textil y confecciones -también se incluyó a la agroindustria-. De tal forma en que, si se invertían en maquinaria y equipos, generabas un crédito contra el IR del 20%. Ese fue un incentivo importante para aumentar la capacidad productiva

– ¿No es una exoneración?

A final de cuentas no, porque la intención es depreciar en menos años la maquinaria existente para aumentar el flujo de caja. No va a afectar al fisco porque el beneficio de IR sería para comprar cosas que no existen en el territorio nacional. Además, la maquinaria nueva va recaudar IGV, formar nuevos puestos de trabajo, producir más para exportar más y generar más divisas.

– Pero, ¿se beneficiará a otros sectores más a que a otros?

Es una crítica válida, en todo caso no tendríamos problema que sea una ley abierta a cualquier sector y cada sector verá si le conviene o no invertir. De esa forma evitamos cualquier crítica.

– ¿Qué sectores necesitan apoyos especiales?

Por ejemplo, textil, forestal, pesca de consumo humano, metal mecánico. Hay sectores por las características del país que tienen más posibilidades de salir adelante a nivel mundial.

– Esperan aumentar la oferta con estos beneficios, ¿están esperando un incremento en la demanda a través del consumo?

La industria peruana ha disminuido de enero a abril 1.9%, pero solo si tomamos abril, creció fuertemente a 11.4%, luego de 14 meses de caída por la pesca. Creemos que la tendencia ya cambió, ya se nota cierta mejoría y el segundo semestre va a estar mucho mejor.

Entorno político

– ¿Cómo ven el escenario electoral al 2026?

Para ser empresario hay que ser optimista. Todos tenemos miedo del 2026, pero creo que, si hacemos bien las cosas, este año crecemos 3%, el próximo año podemos dar un salto más alto. Esto ayudará a que la gente sienta una mejoría en su nivel de vida y no piense en ideologías radicales.

– ¿El empresario ha aprendido a vivir con la inestabilidad política?

No se puede negar el conflicto entre el Ejecutivo y el Congreso. Mal que bien el Congreso representa al país, todos dicen que ha hecho cosas malas, pero también ha hecho cosas buenas. Sin embargo, lo que veo es que el MEF no ha podido parar leyes populistas. Creo que el enfoque del ministerio de economía debe cambiar.

– ¿Cambiar de ministro?

No puedo decir eso porque no me corresponde. Creo que el MEF no está explicando o convenciendo a los congresistas los riesgos, me parece que hay una falta de comunicación.

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN





NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO



AUSPICIADORES











CONTÁCTANOS

Email: publicidad@dipromin.com

M. 992497407

M. 955059720