Dom. Jul 21st, 2024

Cuatro razones para asegurar la buena construcción del techo de una vivienda

La importancia de construir un buen techo radica en factores como la funcionalidad, durabilidad y la propia seguridad de una familia. El techo es uno de los elementos estructurales más importantes en un hogar, ya que permite hacerle frente a factores climáticos y sirve de barrera para cualquier factor o elemento externo. Asimismo, la construcción de esta parte de la estructura de una vivienda también representa el cierre de una primera etapa y el inicio de otra, como un segundo piso, por ejemplo.

“La construcción de un techo, una pared o alguna estructura de una vivienda representa para las familias el camino hacia el desarrollo progresivo y la realización de un sueño. Para que estos se sigan cumpliendo es importante que las familias visualicen claramente sus metas, designen un presupuesto adecuado para ello, y busquen el asesoramiento de expertos para la elección de sus materiales y para la correcta construcción de sus proyectos”, comentó Guillermo Magán Arias, líder de AYU de Pacasmayo, servicio que la cementera lanzó en Trujillo en el 2022 con la finalidad de que las familias puedan adquirir los materiales que sus proyectos necesitan sin deudas ni intereses.

En línea con ello, Guillermo Magán Arias señala cuatro importantes razones para que las familias pongan especial atención a la construcción de los techos de sus viviendas:

1. El techo representa una barrera de protección contra las inclemencias del clima: Un techo bien construido es esencial para proteger la estructura de una vivienda frente a condiciones climáticas adversas como, por ejemplo, el exceso de lluvias. Por eso, es importante planificar bien su construcción, teniendo en cuenta materiales de calidad y una buena mano de obra.

2. Protege la estructura de una vivienda: trabajar en la construcción de un buen techo evitará problemas futuros como el deterioro de paredes y otros daños estructurales que pueden ocurrir producto de filtraciones de agua o desgaste general. Por ello, es importante comprobar las condiciones de la impermeabilización y de aislamiento del techo y hacer las adecuaciones o el mantenimiento necesario.

3. Evita problemas de salud a causa del paso de la humedad: un techo en mal estado puede generar la acumulación de moho y esto puede acabar afectando la salud de los miembros de la familia. Con el paso del tiempo, incluso, esta situación podría afectar las paredes, motivando que estas colapsen o se vean gravemente deterioradas.

4. Promueve la eficiencia de energía: Un techo bien diseñado y construido puede ayudar a mantener la temperatura interior de manera eficiente,

reduciendo la pérdida de calor en invierno y minimizando la entrada de calor en verano.

Finalmente, Magán agrega otro factor clave que asegurará la construcción de un buen techo: determinar un presupuesto de manera efectiva y que se ajuste a sus posibilidades, es decir, gestionar correctamente los recursos a invertir en su proyecto para evitar sobrecostos y la toma de decisiones apresuradas. “Las familias deben evaluar alternativas una vez que hayan establecido el proyecto constructivo que quieren realizar, por ejemplo, pueden comenzar a ahorrar regularmente, estableciendo metas semanales o mensuales, como lo viene haciendo el primer grupo de familias que forman parte de AYU, quienes aseguran mes a mes sus materiales y reciben asesoría personalizada de los especialistas como parte de los beneficios de este servicio”, comentó.

Cabe mencionar que la iniciativa AYU de Pacasmayo logró a fines del 2023 la primera techada de la vivienda de la familia Ventura, quienes luego de 12 meses ahorrando, lograron hacer posible su sueño.

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN





NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO



AUSPICIADORES











CONTÁCTANOS

Email: publicidad@dipromin.com

M. 992497407

M. 955059720